La OPEP busca que Rusia se una a ellos en un pacto formal

Es la segunda vez en un año, que Arabia Saudita se ha puesto manos a la obra para tratar de convencer a Rusia, para buscar que esta nación firme un pacto formal con la Organización de Países Exportadores de Petróleo conocidos por sus siglas como OPEP. El motivo que ha llevado a la nación árabe a buscar un acuerdo formal tiene que ver como una medida para poder controlar los precios y las exportaciones mundiales de crudo. Sin embargo, desde Moscú se buscaría una vez más dar freno a esta idea y eventualmente se pasaría a descartar semejante idea, ya que como tal, esta idea no beneficiaría a los rusos pero si a los intereses sauditas lo que podría terminar por dañar la competitividad de la industria petrolera de Rusia en el largo plazo.

Y es que de acuerdo al Wall Street Journal, en un intento para frustrar la doble amenaza que representan tanto los precios del petróleo de esquisto de Estados Unidos así como la presión del presidente Donald Trump sobre la OPEP para que estos mantengan también sus precios en niveles bajos, Riad y sus aliados del Golfo Pérsico se encuentran planeando una asociación formal junto con un grupo de 10 países productores de petróleo que estaría liderado por Rusia.

Esta alianza conocida como OPEP+10, ha logrado en un par de ocasiones en los últimos tres años hacer que se recuperen los precios del petróleo, desde los mínimos de varios años: la primera ocasión se dio en 2016, cuando el petróleo del West Texas Intermediate de Estados Unidos descendió cerca de los 25 dólares por barril y la segunda ocasión, fue el pasado diciembre cuando este cayó por debajo de los 43 dólares. No obstante, esta semana el WTI se volvió a situar por encima de los 55 dólares. Sí bien en ambos repuntes del mercado, la superabundancia del petróleo de esquisto se convirtió en la principal razón de la caída en los precios, el desplome del año pasado se produjo en parte a causa del presidente Trump quién emitió unas inesperadas exenciones a las sanciones sobre el petróleo de Irán al tiempo que inflaba las reservas mundiales, claro que no siendo eso suficiente, por medio de su cuenta de Twitter aprovechó para mandar comentarios contra la OPEP diciendo que estos no deberían intentar impulsar los precios del crudo. Al final de estas dos historias, Rusia fue quién vino al rescate del mercado al unirse a las reducciones de producción propuestas por los saudíes.

Solución a largo plazo

Arabia Saudita se encuentra empeñada en encontrar una solución a largo plazo para el problema con el petróleo de esquisto así como a los problemas que le genera el presidente Trump y si la solución pudiera ser permanente sería mucho mejor. La OPEP que es liderada por Arabia Saudita propondrá y debatirá en su próxima reunión (que se celebrara en Viena el próximo 18 de febrero) un arreglo formal, con la OPEP+ 10 que consiga de forma proactiva mantener los precios respaldados en todo momento, en vez de sólo involucrarse para cuando aparezcan los desplomes.

El plan actual, es una versión “light” de una versión que se había presentado en junio de 2018, para crear una nueva estructura parecida a la OPEP con Arabia Saudita y Rusia siendo miembros omnipotentes. Sin embargo después de dar larga durante al menos seis meses, Moscú rechazó la proposición. Ya que si bien existe una petrolera estatal también posee compañías multinacionales privadas que operan de forma comercial y buscan crecer compitiendo por los clientes.

Últimas noticias

Alpari Trading

Es una empresa de brokers fundada en Rusia por un grupo de jóvenes que vieron en este negocio la oportunidad de crecer y al día de hoy, están cerca

0 comentarios

Emporio Trading

Emporio Trading es una compañía que ha logrado ingresar al catálogo de servicios financieros como una opción nueva y confiable capaz de afrontar l

0 comentarios

PoloInvest

Es una empresa de bróker que se ha convertido en una de las más populares en épocas recientes para aquellas personas que están a punto de tener su

0 comentarios